LONDON Autoescuela online Zaragoza

Regla PAS en accidente de Tráfico

Los tres pasos de la regla PAS en accidente de Tráfico

Es importantísimo saber actuar ante estas situaciones ya que estadísticamente el 57% de las personas accidentadas que mueren lo hacen en los primeros 5 minutos y normalmente es por una hemorragia o por la obstrucción de las vías respiratorias.
protocolo regla pas

Proteger: el lugar, a los heridos y la circulación

A la hora de actuar como auxiliador en un accidente de tráfico, antes de nada y para evitar que se produzca un nuevo accidente, es primordial hacer segura la zona del mismo.


Lo primero es intentar colocar el coche en un lugar seguro, a ser posible en el arcén a más de 100 metros del siniestro, parando el motor y cortando el encendido, señalizando tu posición con las luces de emergencia -de noche y en condiciones de visibilidad reducida no olvides, además, dejar encendidas las luces de posición o alumbrar la escena si ésta es muy oscura-, poniéndote el chaleco reflectante antes de salir de tu vehículo y colocando los triángulos a como poco 50 metros del accidente, de forma que se vea a 100 metros de distancia.

  • Recuerda que es primordial hacer la zona segura, debes evitar que se produzca otro accidente en el cual te podrías ver envuelto.
  • Estaciona tu vehículo en el arcén, si es posible unos 10 metros antes del accidente y enciende las cuatro intermitencias. Nunca lo dejes muy cerca ya que estorbará a los vehículos de bomberos y las ambulancias.
  • Ponte el chaleco de emergencias reflectante, antes de bajarte del vehículo.Coloca los triángulos de señalización de igual manera que si tuvieras una avería.
  • Si estás en una carretera convencional de doble sentido debes colocar uno por delante y otro por detrás, a 50 metros (unos 100 pasos).
  • En autovías, autopistas, vías con varios carriles… solamente hace falta poner uno antes del accidente también a 50 metros. Siempre deben ser visibles para los conductores a 100 metros. O sea, que si hay una curva cerrada debes salvarla y poner el triángulo más lejos hasta llegar a la recta.
  • Acércate con precaución. Observa los riesgos: escapes de gasolina, de aceite, electricidad, mercancías peligrosas… Y si hay peligro no sigas.
  • Si puedes, inmoviliza los vehículos. Echando el freno de mano o colocando algún objeto en las ruedas. Debes impedir que se fume cerca del lugar ya que los vapores generados por una fuga de combustible podrían explotar.
  • Recopila información: qué ha pasado (salida de vía con el coche con las ruedas para arriba, alcance de un coche a un camión…), cuántas personas se han visto afectadas, qué gravedad presentan (conscientes o inconscientes, atrapadas o no), en qué punto kilométrico estás, cómo se llama la vía, el sentido de circulación (importante en autovías y autopistas), riesgos presentes… Todo esto para poder realizar el siguiente paso.

Avisar: del accidente a los servicios de emergencia

Una vez has asegurado la zona, mantén la calma y llama inmediatamente al 112, ya que la supervivencia de los heridos depende en gran medida de la rapidez con la que realices la llamada y de la información facilites en ella.

Por ese motivo, trata de facilitar a la operadora la mayor cantidad de datos que te resulte posible: identifícate; indica la carretera, el sentido y el punto kilométrico en el que te encuentras; el número, la gravedad y el estado de los heridos; el número de vehículos implicados; el estado del tráfico y si se ha producido un incendio o cualquier otra circunstancia especial que pudiera darse.

  • Llama al 112 y aporta todos los datos que has recabado. Es imprescindible que tengas la máxima información posible ya que la operadora te va a preguntar muchos datos necesarios para una movilización óptima de medios.
  • Si las circunstancias varían (incendio, la persona atrapada ha salido…) y aún no ha llegado nadie, vuelve a llamar y comunícalo.
  • Puedes llamar desde los postes SOS, aunque muchos de ellos se están retirando porque ya no se usan. ¿Quién no tiene un teléfono móvil? Solo dejarán aquellos donde no haya cobertura móvil como ocurre dentro de los túneles.

Socorre: a los accidentados

Una vez asegurada la zona y dado el aviso, ayuda a los accidentados dentro de tus posibilidades y conocimientos, a veces tan sólo unas palabras de aliento serán suficientes hasta que llegue el personal especializado, pues si no sabes sobre primeros auxilios es mejor dejárselo a los expertos. Como ya hemos señalado anteriormente, recuerda que además deuna obligación moral, socorrer a los accidentados es una exigencia que se recoge tanto en el Código Penal como en el Reglamento General de Circulación.

Que debes saber y tener en cuenta:

  • Como norma general, no des de comer ni beber a los heridos, ni siquiera agua, pero sí cúbreles con una manta para que no pierdan calor.
  • No des ningún tipo de medicamento a los heridos, ya sean pomadas, pastillas, cremas o productos similares.
  • Tras valorar la situación de los heridos, realiza sólo aquellas actuaciones que puedan evitar una amenaza inmediata para la vida del accidentado.
  • Evita que los heridos anden, es preferible que se mantengan en una posición estable que les beneficie.

Una de las cosas más importantes que puedes hacer es intentar que los heridos estén conscientes en todo momento, así que trata de hablar con ellos con palabras tranquilizadoras. Si las víctimas respiran con dificultad, ayúdalas a abrir sus vías respiratorias inclinando suavemente su cabeza hacia atrás ¡Pero mucho cuidado! No debes mover el eje de su columna vertebral.

  • Nunca saques al accidentado del vehículo a no ser que corra peligro su vida: por incendio, por una parada cardiorespiratoria… En un accidente de tráfico, por pequeño que sea, siempre debes sospechar que haya alguna lesión cervical y si manipulas a esa persona puedes agravar su estado y dejarle con alguna invalidez. Recuerda que estarías causando un daño por negligencia.
  • Tampoco debes retirar el casco a un motorista por el mismo motivo. Solo si sabes cómo hacerlo (se necesitan dos personas al menos) y si existe riesgo para su vida.
  • Por todo lo expuesto, debes impedir que la persona se mueva o que intente salir del vehículo. Debes calmarla y explicarle el porqué, que debe esperar a que lleguen los sanitarios y/o los bomberos. Cuando los profesionales llegamos al lugar, uno  entra y lo primero que hace es coger la cabeza para impedir que la mueva y le colocamos un collarín. La cabeza no la suelta hasta que el accidentado no está fuera del vehículo y fijado a la camilla.
  • Si corre peligro su vida debes sacarlo con mucho cuidado.
  • Si te encuentras a una persona inconsciente debes abrirle las vías respiratorias. Cuando alguien queda en este estado la lengua se relaja y bloquea la tráquea impidiendo la respiración.
  • Si te encuentras con una hemorragia debes taponarla. 
  • siempre hablando con la persona: dile tu nombre, tranquilízala, dile que ya vienen los profesionales, pregúntale cómo se llama, si sabe qué ha pasado…
  • Cuando lleguen sanitarios o bomberos coméntales el estado del herido y todo lo que has hecho. Te agradecerán la labor realizada y te pedirán que te retires.
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInPin on Pinterest
×

Hola!

Haga clic en uno de nuestros agentes para chatear en WhatsApp.

Atención Clientes: De 10:00 a 20:00 Horas

Si nuestros agentes no están disponibles también pueden contactar con nosotros por email o hacer su consulta a través de nuestras redes sociales.

× ¿Como podemos ayudarte?