LONDON Autoescuela online Zaragoza

Manipular el tacógrafo se pagará con la cárcel

A partir de ahora, es posible ser condenado con hasta tres años de prisión por manipular el tacógrafoa partir de ahora, cuando se denuncie la manipulación de un tacógrafo también se considerará como delito por falsedad en documento oficial, lo que puede suponer penas  de entre seis meses a tres años de prisión.

Guardia Civil, Mossos de Esquadra, Ertzaintza y Policía Foral de Navarra han recibido un Oficio de la Fiscalía de Seguridad Vial en el que se les indica que, cuando detecten una manipulación de tacógrafo, redacten también un atestado por delito de falsedad en documento oficial.

Por tanto, al iniciarse la vía penal se paralizan las sanciones administrativas (que consisten en una sanción de 4.001 euros para el titular de la autorización de transporte por infringir la normativa de transporte y de una multa de 500 euros y la retirada de 6 puntos del carné del conductor). En cambio, ahora ambos podrán ser denunciados por un delito de falsedad en documento oficial y ser condenados con hasta tres años de prisión por manipular el tacógrafo.
manipular tacógrafo digital

El delito de falsedad documental

El delito de falsedad documental, que está recogido en el Código Penal, se castiga con penas de prisión de seis meses a tres años y además con una multa económica de seis a doce meses (una cantidad diaria en concepto de multa por un periodo de tiempo que puede oscilar entre seis y doce meses).

Además, la condena puede incluir una pena de inhabilitación especial que impida el ejercicio de las profesiones de transportista, de intermediario en la contratación de transportes o de gestor de transporte, ya que se podría perder la honorabilidad, si la condena es comunicada al Director general de transportes de la comunidad autónoma correspondiente, y éste considera que no es desproporcionada.

  • Se culpará al conductor si hay indicios de manipulación
  • La Fiscalía Especializada de Seguridad Vial pide a las policías que lo persigan
  • El cambio se basa en una sentencia del Tribunal Supremo

Manipular el tacógrafo de camiones y autobuses se puede pagar con la cárcel a partir de ahora. La Fiscalía Especializada de Seguridad Vial ha remitido un Oficio a todos los cuerpos de vigilancia e inspección de tráfico y transporte, tanto estatales como autonómicos, sobre el tratamiento a seguir a partir de ahora en relación a la manipulación “fraudulenta” del tacógrafo.

La doctrina dictada recientemente por el Tribunal Supremo, determinadas actuaciones relativas a la manipulación del tacógrafo deben ser tramitadas por vía penal, y no por vía simplemente de sanción económica de carácter administrativo como hasta ahora.

Sentencia del Supremo

Sobre la base de considerar la protección de la seguridad vial como el principal bien jurídico protegido, el Tribunal Supremo considera como “merecedora de calificación jurídica penal como delito de falsedad en documento oficial” toda aquella manipulación fraudulenta de un tacógrafo que dé “como resultado la alteración de los registros del instrumento, realizada con la finalidad de sortear los controles policiales y administrativos”.

En este sentido, el Tribunal Supremo considera registro o datos esenciales del tacógrafo los relativos a los tiempos de conducción y descanso, la velocidad y la identidad del conductor. De esta forma, entre los procedimientos de manipulación fraudulenta que la Fiscalía considera delictivos cita, entre otros:

  • Las alteraciones técnicas de los parámetros de calibración en los neumáticos o la caja de cambios
  • alterar los registros relativos a los tiempos de conducción, descanso y velocidad con elementos mecánicos
  • La colocación de imanes, la duplicación de sensores de movimiento
  • El hackeo del software del tacógrafo
  • La utilización de discos diagrama falsificados o a nombre de otro conductor.

La Fiscalía considera como autor del delito al propio conductor, sin perjuicio de que hubiera otros responsables relacionados con la manipulación, como puede ser la empresa transportista titular del vehículo, el taller donde se hubiera instalado el mecanismo de manipulación o incluso la empresa cargadora que contrató el porte.

La manipulación del tacógrafo supone un claro supuesto de competencia desleal para el resto de transportistas y como tal debe ser sancionado severamente en vía administrativa, pero considera desproporcionado castigarlo en vía penal si no lleva aparejado un riesgo real a la seguridad vial.

Debe tenerse en cuenta que la calificación de manipulación del tacógrafo es realizada exclusivamente por el agente en carretera, por lo que en ocasiones, simples deficiencias técnicas o errores involuntarios pueden ocasionar situaciones de indefensión al transportista, por lo que la esta patronal estará vigilante sobre las consecuencias jurídicas que este cambio de criterio pueda representar.
tarjeta tacógrafo digital

Manipulación de tacógrafo con accidente con víctimas

Por otra parte, el Fiscal de Seguridad Vial ha aprovechado el Oficio para recordar que, si la manipulación del tacógrafo se detecta en un vehículo implicado en un accidente de tráfico y hay varios lesionados de gravedad, los cuerpos de seguridad deben abrir también un atestado por un delito de imprudencia grave.

En este caso, las penas de prisión son de uno a cuatro años y la privación del derecho a conducir un vehículo entre uno y seis años; y penas mayores de prisión si se producen fallecidos.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInPin on Pinterest
×

Hola!

Haga clic en uno de nuestros agentes para chatear en WhatsApp.

Atención Clientes: De 10:00 a 20:00 Horas

Si nuestros agentes no están disponibles también pueden contactar con nosotros por email o hacer su consulta a través de nuestras redes sociales.

× ¿Como podemos ayudarte?